Teléfonos (0342) 455 9669 - 455 6720 - 455 8356

28 de agosto- San Agustín

Visto: 44

San Agustín: del pecado a la santidad

Fragmento de vidriera de San Agustín en el Lightner Museum, St. Augustine, Florida (Estados Unidos). (CC BY-SA 3.0). Autor foto: Daderot.
Agustín de Hipona, San Agustín, es un caso curioso en la historia. Vagó perdido durante décadas, sin ser capaz de ligarse firmemente a unas creencias o valores que dieran sentido a su vida. En cambio, optó por una existencia cargada de placeres que, lejos de hacerle feliz, le llevó a la más absoluta desesperación.
Todo cambió con la fe cristiana. Armado con ella su vida dio un vuelco, convirtiéndose en uno de los pensadores más importantes y determinantes de su época. Su vida es un maravilloso ejemplo del tremendo peso que pueden tener en nuestro futuro la filosofía que poseemos y los valores que la sostienen.

Su relevancia y su legado

Padre, doctor y santo de la iglesia católica, quien fuera un alma «descarriada» durante buena parte de su existencia, terminaría convirtiéndose en el máximo pensador del cristianismo del primer milenio y uno de los más grandes genios que ha conocido la humanidad. San Agustín fue el primer esfuerzo importante de fusionar razón y fe, filosofía y religión. En torno a su figura se formó la orden religiosa de los agustinos y dio nombre también a toda una corriente intelectual que influyó decisivamente en los teólogos y filósofos medievales: el agustinismo. Pocos ejemplos hay en la historia que muestren tan a las claras el peso que las creencias pueden llegar a tener en nuestra vida, así como del inmenso poder transformador que tiene la fe.

10 citas de San Agustín para conocer sus ideas
1.    “Pobre no es quien tiene menos, sino quien más necesita para ser feliz”
2.    “La fe es creer lo que no vemos, y su recompensa, ver lo que creemos”
3.    “El mundo es igual que un libro y aquellos que no viajan sólo leen una página”
4.    “Haz lo que puedas. Dios no te pide más”
5.    “No salgas de ti. Vuelve a tu interior. En el interior del hombre se encuentra la verdad”
6.    “Cuida el orden y él mismo orden cuidará de ti”
7.    “El amor es una piedra preciosa. Cuando no se posee, todo falta. Cuando se posee, todo sobra”
8.    “Conócete. Acéptate. Supérate”
9.    “Errar es humano. Perseverar en el error es diabólico”
10.    “La ociosidad camina con lentitud y, al final, todos los vicios la alcanzan”


Un hecho invariable de su existencia fue la gran inteligencia de Agustín de Hipona, destacando especialmente en retórica.

* Extraído de  Filosofía&Co – febrero 2018.-